Seleccionar página
BMW R100 Scrambler Bolt Motor Co 009 Galhand 4

¿QUÉ ES UNA MOTO SCRAMBLER? ¿CÓMO RECONOCERLAS?

Las Scrambler vuelven a estar de moda. La última vez que las vimos corrían los años 70 y ahora hasta los fabricantes más grandes están sacando al mercado sus modelos de Scrambler. Incluso la famosa marca que dio origen a las Scrambler, la ya difunta Norton, acaba de revivir. Ahora mismo en el mercado encontramos a Ducati y a Triumph como las marcas que están apostando más fuerte sobre este estilo de moto custom.

Pero aquí no hablamos de motos estándar, aquí hablamos de motos personalizadas, motos a las que les hemos dado alma y como si se tratara de una persona más, queremos que nuestras motos sean únicas e irrepetibles. No te cruzarás otra como la tuya.

1. Origen: ¿Qué es una Scrambler?

“…¿por qué ir solo por asfalto?, tomemos atajos yendo campo a través!”

Origen Scrambler 1

A muchos nos gusta saber el origen de las cosas, nos pasa con las motos, la comida y hasta con las películas. Y es que la curiosidad la llevamos en los genes.

Las Scrambler nacen en Inglaterra a finales de los años 60 cuando unos “tramposos” aficionados a las carreras TT de la isla de Man deciden ser más rápidos que sus compañeros en sus Cafe Racer. Todo sea en pro de ganar a tu macarra compañero entre café y café. Por aquel entonces, gracias a las famosas carreras de la isla de Man, se empezó a poner de moda competir con tus amigos para ver quién tardaba menos tiempo entre un bar y el siguiente. Estas pequeñas carreras son las que dieron origen a las Cafe Racer, pero unos cuantos espabilados pensaron “¿por qué ir solo por asfalto?, tomemos atajos yendo campo a través!”

Con esta idea en mente, este grupo de librepensadores metieron sus Norton en el garaje y empezaron a modificarlas.

[Descubre más sobre el estilo Cafe Racer en este artículo.]

Origen Scrambler 2

Por aquel entonces el mejor chasis disponible era el de Norton (Featherbed), y el mejor motor era el de Triumph (bicilindrico 649 cc, el de la Bonneville actual). Por lo tanto, la primera modificación era evidente, unir ambos. Con esto nacían las míticas motos Triton, (TRIumph y norTON). Ahora ya tenían la mejor base posible, el mejor motor en el mejor chasis, pero ahora faltaba ser rápidos entre tierra y piedras.

Para ello elevaron el tubo de escape y las suspensiones, pusieron un asiento más acolchado y grande, y unas buenas rudas de tacos. Ya estaban listos para plantar cara a sus oponentes y llegar bien sucios a su ansiado Café.

Esta moda, rápidamente comenzó a robar corazones, llegando rapidamente al cine, con la famosa Ttriumph TR6 en la Gran Evasión.

Al igual que pasa ahora, las grandes marcas de motos rapidamente respondieron a este interés de los conductores. Comenzaron a producirse motos como la Triumph TR6, la BSA B34 Scrambler, Husqvarna Model 32 Sport, la preciosa BSA Spitfire Scrambler, la italiana Ducati Scrambler 250 que tanto nos suena ahora, y los japoneses tampoco se quedaron atrás al lanzar su Honda CL72 Scrambler y su Yamaha Big Bear 350 Scrambler, todas ellas entre 1950 y 1965.

Fueron unos años locos con las botas llenas de tierra, y ese éxito a vuelto a nuestros días, siendo ahora el modelo que más «tramposos innovadores» está reclutando.

2. La esencia: ¿Cómo reconocerlas?

“…batir a una Cafe Racer, sea como sea.”

Scrambler Fuel 2

Conociendo su origen, es fácil saber cual es su esencia: batir a una Cafe Racer sea como sea.

Esto implica ser la mejor en campo y ciudad. Está claro que no podrá ser tan buena como una moto que sea solo para campo y otra que sea solo para ciudad, pero la clave es la polivalencia. Metamos una Yamaha R1 por la arena a ver que pasa.

La esencia es la polivalencia y la velocidad.

Es una moto hecha para funcionar cada día, puedes ir con ella a la oficina cada día, puedes ponerle una alforja para llevar tus trastos, y si los viernes después del trabajo no te apetece meterte en un atasco puedes volver a casa campo a través con el “modo Scrambler” activado.

Modo Scrambler ON

Además de reconocer a su conductor gracias a esa actitud “inconformista”, queremos ayudarte a reconocer estas motos.

Siempre tienen que tener unos buenos neumáticos de tacos, llantas de radios y el tubo de escape elevado para evitar romperlo si te metes por un camino con piedras. El asiento suele ser para dos personas y estar bien acolchado. Suelen ser motos simples en su decoración, tampoco queremos que “se nos caigan los anillos”, se llenará de barro sí o sí.

Tiene que ser una moto cómoda para moverse por ciudad, así que no será una moto pesada ni baja. Hay transformadores que incluso le ponen depósitos de gasolina más pequeños de lo habitual para ahorrar peso. También encontrarás pocos relojes e indicadores, siempre manteniendo lo esencial.

Estás motos están hechas para poder caerse y ensuciarse.

Conclusiones

“…una historia donde el objetivo no era ir más rápido, sino llegar en primer lugar.”

Scrambler Kolben 2

Una moto con la que podrás irte de ruta con tu grupo, meterte en carreteras reviradas, salir del barro, meter en la alforja el portátil para ir a una reunión, o ir con tu pareja al cine.

Un estilo custom con una historia donde el objetivo no era ir más rápido, sino llegar en primer lugar.

Las Scrambler han vuelto a ganar popularidad, han tardado 50 años en volver con fuerza. Esperamos que no vuelvan a irse, salvo que sea por una nueva “tramposa innovación”.

Descubre más estilos custom en este artículo.

Galería de fotos